La crianza del ganado vacuno para carne

 la crianza del ganado vacuno para  carne Los agricultores de Rumanía están cada vez más interesados en criar ganado vacuno para la obtención de carne.

Los agricultores de Rumanía están cada vez más interesados en criar ganado vacuno para la obtención de carne. Es fácil de criar y tiene un precio muy alto en el mercado europeo. La fácil modalidad de criar y cuidar el vacuno representa una gran ventaja. Además, gracias a las condiciones estrictas de producción de la leche, muchos agricultores optan por criar ganado vacuno para carne. Charolaise, Limousine, Aubrac o Angus son tan sólo algunas razas nuevas de ganado vacuno  para la obtención de carne que crecen en las granjas de Rumanía. Muchos criadores de bovinos productores de carne prefieren la raza Angus, una raza formada en Escocia que da buenos resultados en Rumanía, según nos cuenta Aurelian Florea, director administrativo de la Asociación Aberdeen Angus de Rumanía.

 

         

Es una raza ideal para los pastos de Rumanía, muy robusta y muy adaptable a temperaturas extremas, entre 40 grados bajo cero y 40 grados centígrados. Otro aspecto característico es la precocidad, es decir que las vacas están listas para reproducir a una edad pequeña, a unos 14-15 meses. Nacen fácilmente y los terneros recentales no pesan mucho en comparación con otras razas de vacuno para carne. Es una raza prolífica, se puede obtener un ternero anualmente y la gestación dura nueve meses. Además, nuestros pastos cubren una gran superficie y tienen una calidad muy buena ocupando los primeros lugares de Europa. Esto es muy beneficioso para la explotación de los toros, especialmente para la raza Angus que valora extraordinariamente los recursos naturales y pedoclimáticos ofrecidos por nuestro país”. 

 

        

  El número de bovinos de la raza Angus de Rumanía está en continuo crecimiento. La raza vive en llanuras o colinas donde aún existen superficies amplias de pasto no utilizado y los agricultores pueden recibir subvenciones.

Aurelian Florea:

 

          “Si en 2008 teníamos 200 animales de la raza Angus en los pastos de Rumanía, en el presente tenemos más de 15.000 bovinos en todo el país. La asociación cuenta con más de 11.000 animales de la raza Angus. Es un crecimiento extraordinario. Esta raza está cada vez más buscada por los criadores de animales de Rumanía. Los que crían raza pura reciben 300 euros por cabeza de animal lo que permite el desarrollo de la granja, suma que puede obtenerse con facilidad si todos los animales tienen documentos y certificados de origen controlado.”

 

        

  El precio por un kilo de filete de carne de la raza Angus puede llegar hasta unos 50 euros. Debido a la demanda muy alta de carne de ternera de alta calidad  en el mercado europeo, dos suizos decidieron invertir cerca de la ciudad de Sibiu, en una granja de ganado Angus. Se trata de la empresa Karpaten Meet SRL que tiene más de 3500 animales y algunas miles de hectáreas de pasto. La empresa desarrolla también otros programas de colaboración con los pequeños granjeros, siendo su principal objetivo la construcción de una red de productores en todo el país, que cubra todas las etapas de producción: el apacentamiento, la cría y el engorde de los animales así como el sacrificio y el procesamiento de la carne. Para una buena calidad de la carne, el ternero es alimentado por la madre por un período de tiempo más largo de lo habitual, pero paralelamente come hierba natural, tal como nos cuenta Samuel Widmer, director general de Karpaten Meet:

 

        

  “Los terneros no se separan de sus madres durante 7-8 meses. La idea es alimentar a estos animales con hierba, sin suplementos. Los animales se desarrollan en un sistema natural. Se desarrollan con más dificultad, pero la carne está más sabrosa. Nosotros les ofrecemos a los agricultores rumanos vacas jóvenes o gestantes y ellos producen para nosostros terneros. Nosotros les vendemos material genético para la reproducción y compramos de ellos los terneros recién nacidos.”

 

         

En el futuro los administradores de la granja de Transilvania desean aumentar el número de animales, de 3.500 a 10.000 en la granja de reproducción y alrededor de 6.000 animales en la granja de engorde anual. En estas condiciones el terreno   necesario alcanzará las 10.000 hectáreas de pasto y terreno arable. Según las estadísticas, en Rumanía la densidad ganadera es de tan sólo 15 cabezas por cada 100 hectáreas mientras que en Irlanda, por ejemplo, hay 137 cabezas por cada 100 hectáreas.


www.rri.ro
Publicat: 2016-05-10 15:49:00
Vizualizari: 2289
TiparesteTipareste